Noticias

La lucha estudiantil en los años 60 en Granada

Fuente: Banco de imágenes de la medicina española. Fuente: Banco de imágenes de la medicina española.

Debemos considerar el estudio del movimiento estudiantil como un pilar fundamental para entender la vuelta a la democratización del país tras la dictadura franquista. Analizar a los estudiantes equivale a analizar a la juventud, qué piensan, cuáles son sus demandas e inquietudes, sus vías de acción… la juventud es el futuro de la sociedad, sin ella, ¿qué nos queda?

Tras esta reflexión cabría apuntar que el movimiento estudiantil asociado al movimiento antifranquista empezó a hacerse fuerte en grandes ciudades como Madrid o Barcelona a principios de los sesenta y sin duda cogerá desprevenido al régimen franquista, que veía cómo estas nuevas generaciones se levantaban reclamando vías democráticas y libertad.

Granada tiene una trayectoria diferente a estas universidades, ya que el movimiento estudiantil tardará un poco más en calar hondo; no será hasta 1968 que se conforme un movimiento estable, habiendo tenido en los años anteriores poca organización y fuerza. El movimiento estudiantil contó con el apoyo de gran parte del alumnado que reclamaba una universidad más democrática y a su vez un país democrático que estuviera más en consonancia con la Europa de aquella época.

En este contexto surgen grupos ilegales como la Federación Universitaria Democrática Española (en adelante FUDE), organización estudiantil fundada en 1961 por miembros del PCE, la Agrupación Socialista Universitaria y el Frente de Liberación Popular que va a permitir que alumnos no afines al régimen se introduzcan en el Sindicato Español Universitario (en adelante SEU),el sindicato universitario franquista. La FUDE sirve como plataforma para que los estudiantes antifranquistas logren introducirse en el sindicato oficial del régimen con el objetivo de cambiarlo desde dentro. Este objetivo de la FUDE se consigue, hasta tal punto que el SEU termina por considerarse una organización subversiva infiltrada por miembros de la oposición política y por ello se decreta su disolución en el año 1965.

El proceso de concienciación de los estudiantes universitarios se hizo patente con la disolución del SEU produciéndose una unión más estrecha con grupos sociales como el obrero; por la fuerza de estos movimientos y por el momento social y político que vivía el régimen con la apertura económica, daba la sensación de que las cosas comenzaban a cambiar y que se alcanzaría la ansiada democracia, no solo a nivel universitario, sino en el país.

El curso de 1967/1968, será un punto de inflexión con la creación del Sindicato Democrático de Estudiantes de la Universidad de Granada (en adelante SDEUG), que es cuando irrumpe con fuerza el movimiento estudiantil relacionado con partidos políticos ilegales que luchaban por las libertades del país como el PCE. Surge como una reivindicación de reforma universitaria, un acueducto para recuperar las libertades democráticas que se perdieron tras la guerra del 36 y durante la dictadura franquista. El SDEUG llegó a cuestionar a las autoridades universitarias realizando una Declaración de Principios en la que se defendía una universidad abierta a cualquier ideología, forma de pensamiento o cultura, que fuera autónoma en su gestión y que defendiera los derechos del estudiante.

Podríamos apuntar dos facultades que destacaron en su lucha estudiantil dentro de la Universidad de Granada: la de Medicina y la de Filosofía y Letras.

Los alumnos de la Facultad de Medicina protestaban por la dificultad que tenían para acceder a la universidad, ya que a finales de los sesenta se estableció un curso básico de carácter selectivo y sólo si se superaba podían acceder a matricularse en carreras como veterinaria, farmacia, biología y medicina.

El aula Magna de la Facultad de Medicina fue espacio de debate y reunión durante el franquismo. En el curso de 1967/1968 el PCE en manos de Emilio Escobar Toscano y otros miembros del partido, organizará en dicha facultad una serie de jornadas donde se discutirán cuestiones de actualidad que no podían ser debatidas públicamente, estas reuniones eran clandestinas y se solían celebrar al caer la noche.

Estas sesiones en la Facultad de Medicina serán una de las vías de unión del movimiento obrero con la universidad, poniendo en común algunas de las reivindicaciones del movimiento obrero como la creación de sindicatos libres, la legalización de Comisiones Obreras (en adelante CCOO), la supresión de los tribunales especiales o la condena de la represión política.

Otro ejemplo fue la Facultad de Filosofía y Letras. Antaño se encontraba ubicada en la calle Puentezuelas y al ser una de las facultades más combativas en el tardofranquismo, a finales de la dictadura se produjo su traslado desde su ubicación céntrica a donde se encuentra actualmente en Cartuja. Esta facultad era el centro de las protestas estudiantiles y aunque en un principio se proyecta su traslado en el campus de Fuentenueva, las autoridades tienen en cuenta que es mejor mantener la actividad subversiva alejada del centro de la ciudad por lo que deciden trasladarla al nuevo campus de Cartuja.

La Facultad de Filosofía y Letras será la única que tenga una organización representativa propia; es en esta facultad donde se creó el SDEUG. A finales de los sesenta la facultad se convirtió en un centro cultural alternativo organizando conferencias, teatros, cine-clubs, desde donde batallaba no sólo al régimen sino a la propia Academia que estancaba el libre pensamiento. Con estas nuevas propuestas, actividades y programas comenzaron a aparecer resquicios de libertad de expresión dando cabida a debates y tertulias.

Entre los años 1968 y 1970, los universitarios llevaron a cabo una serie de movilizaciones, organizando jornadas por los derechos humanos, repartiendo grandes cantidades de propaganda, dando como resultado la masificación de huelgas y protestas no sólo en Granada sino en las principales universidades del país; tal es la magnitud de los hechos que se produjeron que el Gobierno Central llegó a declarar el Estado de Excepción durante tres meses en los que se impartió una represión brutal: detenciones arbitrarias, torturas en los calabozos, penas de cárcel, etcétera.

La lucha universitaria también cuestionaba los principios de autoridad. Estos profesores firmes en el esplendor de sus cátedras, en su mayoría, no eran más que los que el régimen impuso en los años cuarenta tras la depuración en la universidad de los profesores considerados “rojos” o “anti-españoles”. Estos profesores con sus clases magistrales, su saber inamovible, su jerarquía, y sus formas autoritarias distantes con el alumnado fueron cuestionados por los que pensaban que la libertad de expresión también pasaba por la reformulación de los conocimientos estancos, institucionalizados.

Por todo esto, el movimiento estudiantil fue duramente represaliado, siendo sus dirigentes perseguidos y encarcelados; muchos estudiantes granadinos pasarían por los calabozos sufriendo todo tipo de vejaciones. Sin duda, no se puede negar que la dictadura no acaba por la acción de estos movimientos sino por la muerte del dictador, puesto que quienes ostentaban el poder durante el final de la dictadura siguieron haciéndolo al principio de la democracia, así como sus descendientes lo siguen haciendo en la actualidad. Sin embargo, lo que tampoco puede ser negado, es que el movimiento estudiantil en cuestión, junto con otros movimientos de índoles democráticas, consiguieron crear en una parte de la conciencia colectiva española una voluntad de democracia.

Acerca de cristinarubcast (1 Artículo)
Historiadora, interesada en la época medieval, arqueología y estudios del género.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: